Coworking y sus diferentes modalidades

Seguramente ya estás conoces el término “coworking”. Si no, es momento de que sepas que se trata de una nueva forma de trabajar. La novedad viene en los centros de trabajo. Ahora el espacio para laborar se convierte en uno colaborativo lleno de decoraciones modernas.

Si eres un profesionista incursionando en la creación de start-ups o si ofreces tus servicios como freelance, esta información te será de gran ayuda al momento de decidir qué tipo de coworking se acomoda mejor a tus necesidades.

möblum-coworking_y_sus_diferentes_modalidades-coworking-espacios-negocios-networking-profesionales(1)

Centro de coworking

En este modelo de negocio se habilitan espacios para que los alquilen freelancers, pudiendo hacer uso de las instalaciones del centro. Los usuarios tienen a su alcance todos los servicios para realizar su actividad diaria y la oportunidad de conocer, por iniciativa propia, a otros profesionales. Como los usuarios van y vienen, en este modelo no existe un sentido de comunión como en el de un centro de negocios que te presento a continuación.

Centro de negocios

Se trata de un espacio de trabajo compartido en el que los miembros forman parte de una comunidad. Aloja negocios más establecidos donde no existen jerarquías y ellos mismos definen el espíritu del centro. Aquí son frecuentes las reuniones periódicas para fomentar el networking. Si bien no existe una obligación por ser partícipe de dichas acciones colectivas, es importante destacar el beneficio de la vinculación tanto profesional como personal.

Oficina compartida

Se trata de empresas que por reducción de personal o por las amplias dimensiones de sus espacios de trabajo, deciden recurrir al coworking como una forma de reducción de gastos. Básicamente ofrecen espacios en renta dentro de sus mismas instalaciones.

Así el coworking. Es claro que este modelo de negocio es bastante enriquecedor, sobre todo por su ambiente innovador. Así que aprovecha tu conocimiento nuevo y disfruta de la modalidad que más te convenga. Claro, siempre y cuando tengas la disposición de entablar conversación con la persona que tengas a un lado.